Tag: Pilar Aguilera

Nota de Prensa Segundo Seminario BMIT2016

NOTA DE PRENSA SEGUNDO SEMINARIO BMIT – GALICIA

Segundo Seminario de: BMITBasic Mindfulness Instructor Training. Formación básica para instructores de Mindfulness.

Mindfulness en la educación – Mindfulness en movimiento

Organizado por:

QUIETUD MINDFULNESS CENTER Y EL MÁSTER DE MINDFULNESS DE LA UNIVERSIDAD DE ZARAGOZA

Lugar: Pazo das Pías, A Ramallosa, Nigrán (Pontevedra)

Fecha: 13 y 14 de febrero de 2016.

Objetivo BMIT:

El BMIT surge como respuesta a una necesidad cada vez más palpable de formar a personas dentro del mundo de la educación, salud, empresa y deporte. Los/as alumnos/as de BMIT estarán acreditados/as por Quietud Mindfulness Center y el Master de Mindfulness de la Universidad de Zaragoza para formar a otras personas que quieran acercarse al Mindfulness.

Objetivo del Seminario:

Día 13, Pilar Aguilera: Explorar nuevas formas de docencia que favorezcan un ambiente emocional más nutritivo

Día 14 Mita-Adriana Beutel: Llevar la conciencia a sentir el cuerpo y sus sensaciones a través del movimiento.

Desarrollo:

El 13 y 14 de febrero celebramos el día de los enamorados de una manera muy especial en un nuevo seminario de BMIT 2016. Nos acompañaron Pilar Aguilera y Mita Adriana Beutel.

Las dos consiguieron que todos/as nos conectásemos con el yo infantil y con el aspecto más vivencial y sensorial de cada uno/a. El grupo de participantes se conectó de manera especial, podemos decir que ahora somos un grupo “conectado” que aprendemos y crecemos porque los demás aprenden y crecen.

Pilar nos mostró el aspecto más infantil y como trabaja en “Escuelas Despiertas”. Nos enseñó a aplicar el Mindfulness a los más pequeños. Aprendimos dinámicas y estrategias de enseñanza-aprendizaje para hacer florecer en las aulas un ambiente emocional más nutritivo, basado en la confianza y la receptividad, para el desarrollo de comunidades de aprendizaje más comprometidas, responsables y conscientes.

Mita nos enseñó a volver a conectarnos con la tierra. Nuestro cuerpo está ligado a la tierra y la propia tierra nos da la energía que necesitamos para movernos y expresarnos. Jugamos, bailamos, reímos y sobre todo conectamos con todo el grupo de participantes. Nuestra conciencia se dejó llevar por el sentir; mente y cuerpo fueron conscientes el uno del otro.